C/2022 E3 (ZTF)

Descubierto el 2 de marzo de 2022 por el programa de vigilancia “Zwicky Transient Facility” mediante el Telescopio Schmidt de 1.2-m en Monte Palomar (EEUU), cometa de órbita cuasiparabólica con perihelio el 12 de enero de 2023 a 1.11 UA del Sol y máxima aproximación a la Tierra el 1 de febrero de 2023 a sólo 0.28 UA. Su máximo brillo fue entre finales de enero y principios de febrero de 2023 cuando alcanzó un brillo de magnitud 5 estando al límite de la observación a simple vista desde todo el mundo.

He escrito un artículo especial sobre el cometa C/2022 E3 (ZTF) donde podrás encontrar toda la información sobre su descubrimiento, pronóstico de brillo, condiciones de observación y visibilidad desde el hemisferio norte y sur. Puedes encontrarlo aquí:
El Cometa ZTF ¿a simple vista en 2023?

Galería de imágenes

Órbita


Courtesy NASA/JPL-Caltech.

Elementos orbitales:

 


Fecha perihelio (T): 2023 Jan. 12.7852
Distancia perihelio (q): 1.112247
Excentricidad (e): 1.000324
Período (P): no periódico
Argumento perihelio (ω): 145.8158
Long. nodo ascendente (Ω): 302.5557
Inclinación (i): 109.1685


Curvas de Luz y Morfología


Estas gráficas han sido elaboradas a partir de estimaciones visuales y mediciones CCD recopiladas en la Comet Observation Database.

Cronografía

Telescopio
El Telescopio P48 de Monte Palomar del programa de vigilancia Zwicky Transient Facility, en California (EEUU)
El 2 de marzo de 2022 fue descubierto un objeto de apariencia asteroidal en el transcurso del programa de vigilancia «Zwicky Transient Facility» mediante el Telescopio Schmidt de 1.2-m en Monte Palomar (EEUU); el objeto tenía un brillo medio de magnitud 17.2 en las cinco exposiciones obtenidas en la constelación del Águila. Sin embargo, las observaciones realizadas en los días posteriores por astrometristas CCD desde otros lugares encontraron actividad cometaria en forma de una coma con 15” de tamaño angular y una cola de 25” de longitud.

La órbita calculada para este objeto es cuasiparabólica, lo que implica que el C/2022 E3 (ZTF) no es un cometa nuevo sino que ya pasó anteriormente hace unos 47.000 años. Su siguiente perihelio será el 12 de enero de 2023 a 1.11 UA del Sol, siendo su máxima aproximación a la Tierra unos días después el 1 de febrero de 2023 cuando pase a una distancia de sólo 0.28 U.A. de nuestro planeta (110 veces la distancia a la Luna).

El cometa alcanzaría su máximo brillo entre finales de enero y principios de febrero de 2023 cuando llegó a brillar en la magnitud 5, por lo que pudo llegar a ser observable a simple vista desde cielos oscuros y transparentes. Se dio la circunstancia además de que la geometría de su aproximación a la Tierra fue bastante favorable comenzando a ser observable con prismáticos a principios de diciembre de 2022 de madrugada desde el hemisferio norte y a finales de enero fue su máximo brillo de magnitud 5 situándose en el lado nocturno de nuestro planeta y comenzando también a ser observable desde el hemisferio sur.

De marzo de 2022 a julio de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 22 de julio de 2022, desde Vallés, Valencia (España). Foto: Pepe Chambó*

Desde su descubrimiento en marzo el cometa C/2022 E3 (ZTF) ha ido aumentando de brillo de una manera muy consistente y con muy poca dispersión en los datos obtenidos, con una coma muy condensada de 1′ de tamaño angular y cola que alcanzó los 1.5′ de longitud en junio. En julio cuando el cometa estaba a 3 UA del Sol empezó a registrarse en algunas imágenes de larga exposición el desarrollo rápido de una coma exterior muy tenue de color verde que indicaba emisión gaseosa de C2.

Agosto de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 29 de agosto de 2022, desde Engelhardsberg (Alemania). Foto: Roland Fichtl*

A finales del mes de agosto ya había alcanzado la magnitud 12, y en su aspecto morfológico la coma gaseosa ya había alcanzado casi los 3′ de tamaño angular que se corresponden a unos 300.000 km de tamaño absoluto, mientras que la coma interior de polvo se mantenía bastante condensada entorno a grado 5.5. La cola de polvo alcanzaba los 5′ de longitud angular.

Septiembre de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 19 de septiembre de 2022, desde Vallés, Valencia (España). Foto: Pepe Chambó*

Siguiendo fielmente la curva de luz prevista, el mes de septiembre el cometa C/2022 E3 (ZTF) aumentó su brillo de la magnitud 12 a la 11.5. En cuanto a su aspecto morfológico poco ha variado mostrando una coma interior blanquecina, dominada por el polvo y bastante condensada con un tamaño angular aproximado de 1.5′, y una coma exterior de hasta 5′ gaseosa y verde por la emisión de C2 que resulta mucho más tenue y difícil de registrar a no ser que sea por medio de largos tiempos de exposición fotográfica. La cola de polvo sigue prolongándose aunque todavía a un ritmo lento hasta hasta un poco más allá de los 5′ de longitud angular.

Octubre de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 28 de octubre de 2022, desde Stixendorf (Austria). Foto: Michael Jäger*

En octubre el cometa C/2022 E3 (ZTF) aumentó su brillo en una magnitud, de la 11 a la 10. También se incrementó notablemente el tamaño de su coma hasta los 8′ de diámetro angular en las fotografías obtenidas donde se puede registrar la coma más exterior verdosa, correspondiéndose con unos 800.000 km de diámetro absoluto; mientras que su condensación parece haber bajado un poco aunque todavía es moderada y según las observaciones se sitúa entre grado 4 y grado 5. La cola de polvo es cada vez más evidente incluso ya en visual, llegando hasta unos 10′ de longitud. Alguna de las últimas imágenes obtenidas a finales de octubre, como la adjunta de Michael Jäger, revela ya la presencia de una tenue cola iónica que alcanzaría los 15′ de longitud.

Noviembre de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 13 de noviembre de 2022, desde Engelhardsberg (Alemania). Foto: Roland Fichtl*

Durante el mes de noviembre el cometa C/2022 E3 (ZTF) aumentó rápidamente de brillo desde la magnitud 10 a la 8.5 aproximándose a la Tierra desde las 2.1 UA a las 1.8 UA y al Sol de 1.6 UA a 1.3 UA. Respecto a su morfología, visualmente sólo se ha observado la coma interior de polvo y gas aumentando de 2.5′ a 3′ de tamaño angular, mientras que mediante fotografía además se ha registrado la verde coma exterior gaseosa, que ha estado entre los 8.5′ y 12′ angulares (hasta 1.000.000 km de tamaño absoluto); la condensación de la coma se ha mantenido en grado 4. Su cola de polvo se ha mantenido con una longitud de unos 10′ y la cola iónica se ha podido seguir detectando fotográficamente bastante más larga pero muy tenue.

Diciembre de 2022

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) , tomada el 24 de diciembre de 2022, desde Mayhill, New Mexico (EEUU). Foto: Pepe Chambó*

Tal como estaba previsto durante el mes de diciembre el cometa C/2022 E3 (ZTF) subió muy rápido de brillo desde la magnitud 9 a la 7.5 comenzando a ser observable con prismáticos. Su coma se mantuvo todo el mes con un tamaño angular de unos 10 minutos de arco, cerca de 600.000 km en tamaño absoluto, y ganando lentamente concentración hasta el grado 5 (moderadamente condensada). El aspecto de sus colas cambió de manera significativa, mientras que la cola de polvo se acortó y ensanchó tomando forma de abanico con una longitud de 15 minutos de arco, la cola iónica fue ganando intensidad y longitud prolongándose hasta más allá de los 3 grados y empezando a mostrar estructuras en forma de nudos y desconexiones.

Enero de 2023

Cometa C/2022 E3 (ZTF)
Imagen del cometa C/2022 E3 (ZTF) con su cola iónica hacia la izquierda, cola de polvo hacia abajo y anticola hacia la derecha, tomada el 21 de enero de 2023, desde Vallés, Valencia (España). Foto: Pepe Chambó*

A principios de enero de 2023 las mediciones de brillo de todos los observadores reportaron una detención en el incremento de brillo del cometa C/2022 E3 (ZTF), en principio achacada a la presencia de la luz lunar que reduce el contraste de los objetos difusos como lo es un cometa. Una vez retirada la Luna a partir del 18 de enero las estimaciones indicaron un brillo de magnitud 6, al mismo tiempo que mediante fotografía se registra la cola iónica con estructuras cambiantes como chorros y algún nudo de plasma.

Después del 20 de enero la cola iónica fue perdiendo intensidad hasta quedar muy debilitada, en cambio empezó a ser cada vez más evidente una anti-cola (en dirección contraria a la iónica) formada por partículas de polvo más gruesas que permanecen en el plano orbital del cometa, y que sólo se hacen visibles cuando la Tierra cruza dicho plano orbital, cosa sucedió el 23 de enero.

En cuanto al brillo aumentó a un ritmo algo menor del esperado y el cometa alcanzó su máximo el 30 de enero con una magnitud aproximada de 4.8. Hubieron varios reportes de observación a simple vista, aunque como he venido insistiendo desde hace mucho tiempo, sólo conseguidos por observadores con cierta experiencia en astronomía visual y desde cielos oscuros.

 


Continuará…